Editada por HODGSON & BURQUE psicólogos

Filmoterapia

Cine, coaching y psicología

69. HOTEL RWANDA, 2004 (FILMOTERAPIA, 100 PELÍCULAS INSPIRADORAS)

Hotel Rwanda

Hotel Rwanda


2004 – Reino Unido – 110 min. – Drama


DIRECCIÓN: Terry George

REPARTO: Don Cheadle, Sophie Okonedo, Desmond Dube, Hakeem Kae-Kazim, Nick Nolte, Joaquin Phoenix, Cara Seymour, Fana Mokoena, Antonio David Lyons, David O’Hara, Jean Reno


Basada en hechos reales, narra la historia de un gerente de un hotel que en 1994 logró salvar la vida de 1.269 tutsis que se refugiaron en su hotel para escapar del genocidio y la matanza indiscriminada ocurrida en Rwanda tras la lllegada de los hutus al poder.  


CLAVES FILMOTERAPÉUTICAS:

RESILIENCIA, DECIDIR, LUCHAR CONTRA LA ADVERSIDAD, EMPATÍA, VALORES, DILEMAS ÉTICOS


Hotel Rwanda expone las excepcionales cualidades de un gran personaje, pero también denuncia las barbaries del ser humano −cerca de un millón de personas fueron asesinadas tras la llegada de los hutus al poder− y la pasividad ignominiosa de las potencias internacionales al no tomar ningún tipo de acción para impedir unos de los mayores genocidios cometidos por el ser humano.

Paul Rusesabagina es un hutu, casado con una tutsi y subdirector de un hotel de lujo. Paul es una persona normal y corriente, familiar, disciplinada con su trabajo, de excelentes habilidades sociales y trato amable. Un hombre que tendrá que enfrentarse a una situación extrema, que demostrará una serie de excepcionales fortalezas psicológicas que salvarán su vida y la de quienes le rodean, como la compasión, la solidaridad, el liderazgo interpersonal, la integridad, la bondad o la valentía.

La psicología define la valentía como aquella búsqueda intencional de una meta digna, a pesar de la percepción real de amenaza personal y resultado incierto. Paul Rusesabagina ilustra al dedillo esta definición al enfrentarse a una situación extrema que requiere un tremendo coraje personal.

La valentía de Rusesabagina enfrentándose al caos de un exterminio racial y arriesgando su vida, la de su familia y la de sus empleados es realmente conmovedora. Paul desarrolla cada uno de los tipos de valentía que puedan existir: se enfrenta a la muerte por decapitación o arma de fuego durante varios momentos de su trabajo de rescate (coraje físico), se separa temporalmente de su familia para salvar vidas (coraje psicológico) y rechaza la discriminación racial de los hutus, aun siendo uno de ellos (coraje moral), todo ello en su intenso esfuerzo por salvar vidas.

Vemos también que Paul es un hombre íntegro, posee una meta de gran alcance ético y una alta autoestima, cualidades psicológicas que correlacionan positivamente con la valentía y que explican el nivel de coraje que demuestra a lo largo de la película.

Al ver Hotel Rwanda admiramos a Paul y nos sentimos conmovidos por sus actos. Su historia  permite relativizar nuestros miedos, nuestras circunstancias, y reflexionar sobre la valentía como fortaleza vital. Nuestro día a día, por muy tranquilo que sea, contiene una medida de riesgo, amenaza y desafío que necesitan del coraje para afrontarlo. Como un niño, podemos recurrir al valor para enfrentarnos a la separación de nuestros padres y los cambios que ocurrirán en nuestro hogar. Como un adulto, el valor puede ser necesario para declarar nuestro amor u obtener un empleo. Como un anciano, el coraje nos acompaña al afrontar la muerte.

A cualquier edad, el valor nos puede ayudar a hacer frente a un problema de salud inesperado u otros problemas externos. Pero el coraje también entra en juego cuando nos enfrentamos a nuestro mundo interior, con preocupaciones menos obvias y reales, como luchar contra nuestros miedos, enfrentarnos a nuestras inseguridades, elegir cambiar nuestras vidas.

La valentía también nos ayuda a hacer frente a emociones intensas y cambiantes, a buscar un sentido a nuestro desarrollo como personas o a luchar por nuestras ideas. Con valentía y coraje podemos cambiar y enfrentarnos a nuestras dificultades, podemos llegar muy lejos en nuestras metas, podemos atrevernos a ser felices.


FORTALEZAS PSICOLÓGICAS

#VALENTÍA #LIDERAZGO #GENEROSIDAD #CIVISMO #SABIDURÍA #INTEGRIDAD #CIVISMO #PRUDENCIA



Otras partes del Libro

Índice de películas

Prólogo María Guerra 

Prólogo Ana Férnandez

Introducción

Anexo:Claves filmoterapeuticas y fortalezas psicológicas


Categoría: Psicología a través del cine

Etiquetas: El libro de Filmoterapia

Etiquetas de cine: Análisis película, El libro de Filmoterapia

Más artículos de la misma categoría

68. VIVIR, 1952 (FILMOTERAPIA, 100 PELÍCULAS INSPIRADORAS)

«Watanabe, es usted un hombre maravilloso. Me impresiona su espíritu de rebeldía. Ha sido hasta ahora un esclavo de la vida y ahora está intentando convertirse en su amo, porque gozar la vida […]

70. UNA JORNADA PARTICULAR, 1977 (FILMOTERAPIA, 100 PELÍCULAS INSPIRADORAS)

Una jornada particular Una giornata particolare 1977 – Italia – 105 min. – Drama DIRECCIÓN: Ettore Scola REPARTO: Sophia Loren, Marcello Mastroianni, John Vernon, Françoise Berd, Patrizia Basso, Nicole Magny 1938. Justo el […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *