Editada por HODGSON & BURQUE psicólogos

Filmoterapia

Cine, coaching y psicología

¿Por que nos gustan (tanto) los perdedores? 10 razones y un puñado de títulos

cine perdedores

El cine y las series son sin duda un reflejo de nosotros mismos y de nuestras relaciones, recogen una serie de actitudes y estados de ánimo que nos influyen , nos contagian y nos aportan. Una de estas dinámicas es la atracción y la empatía que sentimos hacia los personajes, tarde o temprano  nos identificaremos con el personaje (principal o secundario) y sus características, sus motivaciones o sus circunstancias. Es cierto que no siempre ocurre este caso (no nos identificaremos con un psicópata sin escrúpulos o con alguien sin empatía o compasión) pero es uno de las principales fuerzas del cine, la atracción hacia el protagonista. Nos identificamos con figuras ganadoras, éticas o con grandes fortalezas pero también con personajes no tan “identificables”, como con el malo,el marginal, el amoral o el débil. Y es entre estos últimos personajes “malditos” donde se encuentra la figura del perdedor, un papel muy goloso para un actor por la cantidad de matices que conlleva, desde la mayor de las comicidades hasta el más profundo de los dramatismos.  El sufrimiento, la “mala suerte” y el descontento de un perdedor se puede enfocar desde muchos ángulos y sino que le pregunten a Chaplin en La Quimera de Oro o a Paul Newman en el Buscavidas.

Esta semana en filmoterapia, hablaremos de porque nos gustan los perdedores en el cine  y recomendaremos una serie de grandes películas y series sobre perdedores. Es muy fácil pensar que nos gustan los perdedores porque están peor que nosotros, pero existen más factores que explican esta incomprendida atracción hacia personajes a los que teóricamente nada les va bien, marginalizados, cero asertivos, pasivos, que se dejan llevar por la autodestrucción emocional, con una baja autoestima o con actitudes muy negativas. Algo nos aportan y hoy lo veremos.

10 RAZONES Y 10 TÍTULOS, ¿POR QUÉ NOS GUSTAN LOS PERDEDORES EN EL CINE?

1. Sentimos la frustación y el cambio del personaje: Lester Burnham (Kevin Spacey) en “American Beauty, 1999″

Muchas veces en nuestras vidas (o áreas muy concretas) nos sentimos frustrados, sin poder, llenos de resignación y rodeado de personas que nos quitan energía. Encontramos a un personaje que le ocurre los mismo y nos identificamos plenamente con el y con sus sentimientos. Queremos hacer como el personaje, cambiar y romper con todo.

2. Siempre empatizamos más con alguien como nosotros: CC Baxter (Jack Lemmon) en “El apartamento, 1960”

Cuando vemos la vida del perdedor muy pronto nos compadecemos de ellos y activamos nuestra empatia, cariño y justicia. Todos hemos fracasado alguna vez en nuestras vidas y sabemos lo que se siente, pronto empatizamos con el personaje y nos ponemos en su piel de perdedor. Un perdedor bueno y con cualidades, como nosotros.

3. Ansiamos justicia social: (Offred) Elisabeth Moss en The Handmaid´s tale

El perdedor es a veces alguien oprimido por la sociedad, inadaptado, con unos valores o fortalezas que el mundo que le rodea desprecia. En segudio nos posicionamos con él y deseamos justicia social y que rompa las cadenas que le aprisionan. Preferimos ser un perdedor ante las circunstancias pero ganador en nuestro interior.

4. La siempre atractiva autodestrucción: Eddie Nelson, (Paul Newman) en “El buscavidas, 1961”

Existen personajes muy atractivos que provocan que nos dejemos llevar por su autodestrucción emocional, nos seducen y nos arrastran, tocando con los dedos nuestros mayores miedos, perder el control de nuestra vida.

5. ¿Perdedores o triunfadores?: El Nota (Jeff Bridges) en “El gran Lebowski, 1998”

¿Cuantas veces hemos tenido ganas de romper la presión que nos impone nuestra sociedad y pasar absolutamente de todo? Queremos hacer como nuestro admirado perdedor y romper con lo que la sociedad nos impone, con nuestros “deberías”, nuestras obligaciones morales e imposiciones sociales. Una manera estupenda de desahogarse y de imaginarnos rompeindo con todo. Y encima cuando acaba la película nos preguntamos: ¿Quién es el perdedor ahora?

6.El puro relax: Jay y Bob el Silencioso (Jason Mews y Kevin Smith) en “Clerks, 1994”

Nuestra vida es muy estresante y nos gustan los personajes de ocio indefinido y con una filosofía muy particular de vida. Un antídoto perfecto contra el estrés de nuestras vidas tan “ganadoras” yxigentes las 24 horas, que bien sienta a veces no hacer nada ni agobiarse por nada.

7. Vulnerabilidad y amor, mucho amor: Audrey Hepburn en “Desayuno con diamantes”

Hay personajes que a pesar de ser grandes perdedores nos ofrecen una serie de cualidades como la persistencia, la amistad o la inocencia que provoca que les cojamos cariño y los queramos ayudar. Les va fatal en la vida, pero empatizamos muchísimo con ellos al conocer todos sus matices. La vulnerabilidad es una gran cualidad en las personas porque despierta verdadero amor, cariño y compasión en nuestro interior (unas emociones muy recomendables por cierto)

8. Compasión y sentido del humor: Charles Chaplin y Búster Keaton en casi todas sus películas

Un perdedor activa mucho mas nuestra empatía que un ganador, fluyendo a su vez fortalezas como la compasión, la simpatía o la generosidad hacia el personaje. Si a esto le añadimos mucho humor (para quitarle seriedad y sentirnos mas cómodos) el éxito esta garantizado.

9. El cambio desde la rabia. Edward Norton en “El club de la lucha, 1999”

Vemos la vida del personaje y pronto nos llenamos de rabia y energía al ver que nuestra vida es como la de él, atados y amargados a nuestros miedos. Son perdedores según los valores de una sociedad distorsionada y que les distorsiona, por eso queremos luchar para no caer en sus redes.

10. Si comprendemos las razones empatizamos más: La vida de una chica adolescente y su hermano en Freaks and Geaks (serie de tv 1999/2000)

Cuando vemos a un perdedor en el cine lo conocemos todo de él, entendemos las razones de por que es un perdedor y entonces deja de ser un perdedor, algo que no suele ocurrir en la vida diaria porque  solo vemos la parte negativa de las personas y eso nos impide empatizar con estas (una buena moreleja, conoce mas a la gente que te rodea como si de personajes de cine se tratase, ya verás como los entiendes)

Hay muchas grandes películas y series sobre perdedores pero aquí os ofrecemos algunas de ellas, ¿Cual es vuestra favorita?

- Michael White y Jesse Pinkman en “Breaking Bad”
- Luke (Paul Newman) en “La leyenda del indomable, 1967”
- Los integrantes de Anvil en “Anvil, el sueño de una banda de Rock , 2008”
- La familia de “Los santos inocentes”
- Marty y George Macfly en “Regreso al Futuro”
- Seth , Evan y Fogell en “Superbad”
- Andy (Steve Carrell) en “Virgen a los 40″
- Charlie Kaufman (Nicolas Cage) en “Adaptation (El ladrón de orquídeas)”
- Oprah Winfrey en “El color púrpura”
- Los protagonistas principales de “Requiem for a dream”
- Julie Christie y Oskar Werner en “Fahrenheit 451″
- La familia Joad en “Las uvas de la ira”
- Crissy Rock en “Ladybird, Ladybird”
- John Hurt y Suzanna Hamilton en 1984
- Pablo López (Luis Tosar) en “La flaqueza del bolchevique”
- Bob Harris (Bill Murray) en “Lost in Translation”
- Seymour (Steve Buscemi) en “Ghost World”
- Los protagonistas principales de Trainspotting
- Joaquin Phoenix en “I´m still here”
- Nicolas Cage en “Leaving Las Vegas”
- Humphrey Bogart en “Un lugar solitario”
- Geena Davis y Susan Sarandon en “Thelma y Louise”
- Los niños y niñas  de “Las tortugas también vuelan”
- La familia Hoover en “Pequeña Miss Sunshine”
- James Stewart en “Que bello es vivir”
- Steve Carrell o Ricky Gervais en “The Office”
- Homer Simpson y Peter Griffin

 

Categoría: Psicología a través del cine

Etiquetas: Atreverse al cambio, Cariño, Compasión, Empatía

Etiquetas de cine: Especiales, Listas, Personajes

Más artículos de la misma categoría

Como luchar contra el perfeccionismo, 7 films y un libro

(Más sobre los efectos negativos del perfeccionismo en nuestro artículo ¿Eres un perfeccionista o un optimalista ante la vida? ) Esta semana hemos leido un libro que nos ha gustado mucho sobre el […]

Habilidades interpersonales, la filosofía Ganar-Ganar (5 films)

Esta semana hemos visto la entretenida Win Win (Ganamos todos), la nueva película del siempre “filmoterapeutico” Thomas McCarthy  (autor de The Visitor y Vias Cruzadas) y nos ha dado una gran idea, explicar […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *