Editada por HODGSON & BURQUE psicólogos

Filmoterapia

Cine, coaching y psicología
Los sueños parecen al principio imposibles, luego improbables y luego, cuando nos comprometemos, se vuelven inevitables.
Volver a la galería de posters

Otros posters en Filmoterapia

De aquellos dos hombres aprendí a dar y a recibir amor incondicionalmente. Aprendí que uno debe aceptar a los demás tal y como son. Y aprendí la lección más importante de todas: no hay cosa más triste en la vida que el talento malgastado. Las decisiones que uno toma, determinan su futuro para siempre.Antes de vivir con los demás tengo que vivir conmigo mismo, y la única cosa que no se rige por la regla de la mayoría es la propia conciencia.