Editada por HODGSON & BURQUE psicólogos

Filmoterapia

Cine, coaching y psicología

El uno del eneagrama, características y actitudes erróneas

Esta semana revisamos el eneatipo I (más información sobre como trabajar este eneatipo aquí) analizando las características de este estilo de personalidad y aquellas actitudes erróneas que tanto lastran a estas personas y no les dejan desarrollarse ( en otro post veremos la evolución sana y el desarrollo de este tipo). El cine nos ayudará como siempre a entender un poco más sobre este eneatipo a través de 6 personajes con diferentes grados de evolución personal y vital dentro de este tipo de personalidad, personajes muy equilibrados, que evolucionan o incluso involucionan a lo largo de la historia.Que lo disfruteis.

Más sobre el eneagrama en:

- Los Simpsons presentan:El eneagrama

- 30 prácticas de crecimiento (el uno del eneagrama)

- Entrevista a la psicóloga, especialista en el eneagrama y escritora Victoria Cadarso

- El dos del eneagrama, características y actitudes erróneas

- 30 prácticas de crecimiento (el dos del eneagrama)

LAS CARACTERISTICAS DEL UNO

Los uno del eneagrama centran gran parte de su energía vital ser buenos, virtuosos, íntegros…y como consecuencia tiene mucho miedo a hacer lo incorrecto, ser malos o corromperse. Son personas responsables, controladas, idealistas y perfeccionistas cuyo Superyo les dice que sólo serán buenos si hacen lo correcto. El problema es que muchas veces esta visión de lo correcto es tan subjetiva que su visión de si mismos, de los demás y del mundo general puede volverse rígida, egoísta y repleta de “deberías”.
Los unos aprenden a ser más sanos en cuanto empiezan a ser conscientes de sus DEBERÍAS (y como estos distorsionan la realidad), construyendo actitudes más flexibles y disfrutando cada vez más de su (imperfecta) vida. Poco a poco perciben los beneficios de ser humanos ( equivocarse), de delegar en sus tareas y aceptar a los demás ( y a sí mismos).. Finalmente aprenden que paradójicamente cuanto más flexibles sean en sus principios más podrán alcanzar su deseo básico y llegar a ser aún más íntegros y buenos.

CUANDO EL UNO ESTÁ SANO

De todos los tipos del eneagrama, el uno es el que más capacidad tiene para desarrollar fortalezas psicológicas como la justicia, el civismo o la perspectiva, por eso cuando está equilibrado puede llegar a convertirse en una persona con gran discernimiento, juiciosa y sabia. El uno sano tiene la enorme capacidad de analizar las cosas con objetividad si aprende a basarse plenamente en valores éticos, flexibles y universales (y no en valores simplistas como lo correcto o incorrecto). Pueden ser personas muy desinteresadas y capaces de actos heroicos, capaces de sacrificar muchas cosas por sus principios. Si tienen una causa o misión, pueden trabajar muy duro hasta conseguirlo demostrando una persistencia inmensa al priorizar sus principios éticos por encima de las circunstancias o su propio provecho. Un uno sano se pone metas e ideales muy altos pero realistas, flexibles y compasivos (con él o con los demás)

CUANDO EL UNO NO ESTÁ TAN SANO

Los unos menos sanos corren el riesgo de desviarse de esos principios universales y dejarse llevar por reglas internas dualistas (bueno/malo, correcto/ incorrecto) sin cuestionárselas ni reflexionar con perspectivas sus consecuencias. Esta disyuntiva en sus objetivos vitales provoca que estas personas tengan la tendencia a comparar la realidad con lo que “debería” ser, con lo ideal, con lo perfecto. El problema que tienen muchas veces es que pueden ser absorbidos por su superyo y caer en la rigidez, en un blanco/negrismo que distorsiona su visión de la vida. Estas personas pueden acabar en una especie de cruzada personal con elementos más egoístas de lo que parece. La ética se transforma en moralismo y la sabiduría en enjuiciamiento.

Es cierto que los unos menos sanos son capaces (en ocasiones) de replantearse sus deberías pero corren el riesgo de que aflore el resentimiento, el enfado o la ira al ver que las cosas no son como deberían de ser. Siguen trabajando duro por lo que luchan pero a un precio cada vez mayor al cargarse con emociones negativas y debido a esas perspectivas tan dualista de la vida ( todo/ nada, bueno/ malo…)
Cuanto más rigidez existe en sus planteamientos, más insano se vuelve Cuantos más DEBERÍAS aparecen en sus vidas, menos permiso se dará para disfrutar e incluso se atormentará con sus malos impulsos ( sexo, comida, ocio..) al ser lo opuesto a lo que el considera que está bien. Los problemas sociales también pueden aparecer debido al tono enjuiciador, crítico y represivo que suelen tener con los demás al no aceptarlos tal como son con sus defectos y virtudes.

De alguna manera el uno condenará cada vez más a los demás con todo aquello que más teme de si mismo. Están tan ansiosos de defenderse de sus deseos e impulsos irracionales que se ob¬sesionan por esos aspectos de sí mismos que desean controlar. Comienzan a ha¬cer realidad sus deseos reprimidos, mientras en público aún los condenan.
Obsesiones, paranoias, extrema crueldad al servicio de lo que está bien, metas imposibles, bloqueos angustiantes, doble moral o hipocresía son algunas de las consecuencias de esta distorsión tan fuerte de los DEBERÍAS que pueden llega a crear trastornos serio en estas personas.

ACTITUDES ERRÓNEAS DEL UNO

Vemos a continuación algunos de las actitudes erróneas mas comunes en el eneatipo 1, esquemas mentales que les distorsionan y los vuelven menos efectivos en todas las áreas de su vida:

“Me siento obligado a hacerlo todo yo… corro el riesgo que los demás lo hagan peor”

“No tengo tiempo para frivolidades como descansar, divertirme o relajarme”

“Me suelo enfadar conmigo y con los demás (aunque no se lo diga) por no hacer lo correcto”

“O se hacen las cosas bien o mejor no se hacen”

“Me frustro continuamente con lo mal que se hacen las cosas”

“Me pongo ideales demasiado exigentes y suelo sufrir mucho por no conseguirlos”

“Cuando converso con los demás pienso que solo yo tengo la razón, algo que me suele causar problemas con los demás”

“Tengo que ser coherente con mis valores y eso distorsiona mis decisiones y me causa demasiado estrés”

“No se delegar”

“Lo que está bien, está bien, y que lo que está mal, está mal, y ya está”

“Me enfado con los demás cuando no  hacen bien las cosas pero me controlo y no se lo digo, así que me suelo comer yo mis enfados””

“Digo a los demás como deben comportarse y eso suele crearme problemas en las relaciones”

“Tengo que controlarme, no mostrar mis debilidades  y no tener emociones negativas”

“Juzgo demasiado a los demás aunque yo sea capaz de caer en la hipocresía y llevar una doble vida”

“Soy muy perfeccionista en todo lo que hago, con todo el desgaste y falta de eficacia que eso conlleva (incluso a veces dejo de hacer las cosas por miedo a no hacerlas bien”

 

Por Jaime Burque

Categoría: Eneagrama

Etiquetas: Eneagrama

Etiquetas de cine: Especiales, Personajes

Más artículos de la misma categoría

Los Simpsons presentan:El eneagrama

En filmoterapia abordamos muchas maneras de trabajar en uno mismo, desde la fortalezas psicológicas hasta los beneficios de las emociones, tenemos en cuenta todos aquellos recursos que nos ayuden a trabajar en nosotros […]

30 prácticas de crecimiento (el uno del eneagrama)

Acabamos nuestra revisión del tipo de personalidad Uno del eneagrama (la primera parte aquí) con 30 prácticas que contribuyen a su desarrollo  y por supuesto, una lista de películas que pueden ayudarnos a […]

4 comentarios

  1. Excelente!!!!
    Por favor sigan avanzando con todas las tipologías!
    Los felicito!!!!
    Próximamente y con tiempo, les daré una devolución más detallada.
    Roberto Pérez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *